Estrés en los primeros días de vida de los terneros: ¿Cómo superar?

Comunicados

Liliana Borges y Melina Bonato I&D, ICC Brazil

La primera semana de vida de los terneros, que corresponde a la fase de cría, constituye el período más crítico, puesto que un 50% de la tasa de mortalidad en el primer año ocurre en este período, donde la salud es fuertemente influida por diversos factores de estrés.

El estrés es una respuesta del organismo animal a un estímulo, y cuando vinculado a situaciones negativas, la caída del rendimiento y de la productividad es inevitable, dado que la salud animal es afectada especialmente en los primeros días de vida. Los animales pueden sufrir estreses psicológicos (manejo y nuevas situaciones) o físicos (hambre, sed, fatiga, lesiones o extremos térmicos), lo que ocasiona la aparición de enfermedades y la caída brusca de rendimiento.

En la primera semana de vida, la inmunidad pasiva de los terneros no es totalmente establecida, haciéndolos más susceptibles a las enfermedades neonatales, tales como diarreas y neumonías, normalmente encontradas en las propiedades, pudiendo ocasionar grandes tasas de mortalidad. Debido a esto, la atención con la nutrición en esta fase es fundamental y un factor decisivo para el éxito de la cría, como la ingestión de calostro en las primeras horas de vida, lo que proporciona los anticuerpos a los terneros.

El calostro posee una alta concentración de sólidos totales, proteínas y altos niveles de inmunoglobulina (IgG, IgA e IgM), donde la concentración reduce durante el período de lactación. Esto debe ser suministrado rápidamente tras el nacimiento, puesto que las inmunoglobulinas son absorbidas más eficazmente entre las 12 y 18 horas, siendo que tras el período de 24 horas post-nacimiento, se reduce la cantidad absorbida.

Durante la fase de lactancia, alimentos sólidos deben ser introducidos gradualmente, dado que son esenciales para el desarrollo del rumen, ocasionando la transición de animal monogástrico para rumiante (poligástrico).

Debido a esto, el manejo alimentario en este período de destete posee una influencia significativa para la no ocurrencia del estrés, de trastornos digestivos y el rechazo del alimento.

En el mercado, encontramos aditivos naturales capaces de proveer compuestos que estimulan el organismo a responder más eficazmente a los estímulos estresantes ocasionados por el campo. Muchos de dichos aditivos son utilizados para proporcionar un soporte a la inmunidad y prevenir la contaminación por patógenos, proporcionando una mejora en el estado general de salud.

Las levaduras son ampliamente utilizadas en la nutrición de rumiantes, habiendo demostrado diversos beneficios ya comprobados. El RumenYeast® es una levadura Saccharomyces cerevisiae pura, sometida al proceso de autolisis, donde su contenido celular interno es extravasado, presentando aún los sólidos solubles por fermentación del medio. El producto final es compuesto por vitaminas, péptidos, aminoácidos libres y carbohidratos funcionales, tales como MOS y β-glucanos.

Se realizaron dos pruebas en una hacienda comercial en Rusia con terneros holandeses. La primera prueba ha sido realizada con terneros desde su nacimiento hasta días. Se utilizaron 50 terneros, divididos en dos grupos, un de Control y otro suplementado con RumenYeast® (10 g/cabeza/día). Estos animales han sido alimentados con calostro y leche. Se analizaron las tasas de incidencia de enfermedades intestinales y supervivencia hasta los 10 días de edad, así como la ganancia de peso corporal desde el nacimiento hasta los dos meses de edad.

Gráfico 1. Tasa de incidencias de enfermedades intestinales y supervivencia en terneros alimentados con RumenYeast desde el nacimiento hasta los diez días de edad.

bezerros

Según el gráfico 1, observamos que la suplementación de RumenYeast ha proporcionado una reducción de un 65% en la tasa de incidencias de enfermedades intestinales y un 50% en la tasa de mortalidad.

Tabla 1. Ganancia de peso corporal de terneros a los dos meses, alimentados con RumenYeast desde el nacimiento hasta los diez días de edad.

bezerros

La suplementación de RumenYeast desde el nacimiento hasta los diez días de edad ha proporcionado un mayor peso corporal, siendo el 7,3% mayor que en el primer mes, y el 10,9% en el segundo mes de edad. Teniendo ocasionado un aumento de peso diario superior al grupo de control del 25% desde el nacimiento al primer mes, y del 28% del primer al segundo mes de edad (Tabla 1).

La segunda prueba ha sido realizada con terneros de diez a 30 días de edad, período de transición de la dieta líquida a la sólida. Se utilizaron 50 terneros, divididos en dos grupos, un de Control y otro suplementado con RumenYeast® (10 g/cabeza/día). Los animales estaban infectados con rotavirus enteritis, pero han sido curados antes del inicio de la prueba. Los parámetros analizados fueron la tasa de incidencia de enfermedades intestinales, los trastornos respiratorios y los días de duración de las enfermedades hasta los dos meses de edad, así como el aumento de peso desde los diez a los dos meses de edad.

bezerros

La suplementación con RumenYeast ha reducido el 27% de la incidencia de enfermedades intestinales y el 35% de la incidencia de trastornos respiratorios (Gráfico 2), habiendo reducido también los días de duración de las enfermedades intestinales, respiratorias y la diarrea (Gráfico 3).

Tabla 2. Ganancia de peso corporal de terneros a los dos meses, alimentados con RumenYeast desde el nacimiento hasta los diez días de edad.

bezerros

RumenYeast ha proporcionado un peso corporal superior al grupo de control en el 6,3% en el primer mes y el 13,5% en el segundo mes. También ha mejorado el aumento promedio diario del 49% con relación al grupo de control (Tabla 2).

Los resultados de estas pruebas comprueban que RumenYeast ha sido eficaz en la reducción del estrés en los primeros días de edad de los animales, considerada la fase más crítica, proporcionando una mejor salud general y, como consecuencia, el mejor rendimiento de estos animales.

Asegurar un programa adecuado de manejo, nutrición y sanidad durante los primeros días de vida de los terneros es fundamental para su rendimiento, como se puede observar en los resultados presentados. Por lo tanto, proveer aditivos naturales que proporcionan un soporte adecuado para que los terneros respondan con una mejor eficacia a los desafíos y estímulos estresantes ocasionados por el campo, es extremamente importante para los sistemas de crías intensivos. RumenYeast además de ser una fuente de vitaminas, péptidos y aminoácidos libres, provee carbohidratos funcionales, como el MOS y β-glucanos, ocasionando excelentes beneficios a la nutrición y la salud de los rumiantes.

Referencias

GRANDIN, T. Assessment of Stress During Handling and Transport. Journal of Animal Science 1997, 75: 249- 257.

MARTUSCELLO, J. A.; LIZIEIRE, R. S.; CUNHA, D. N. F. V.; CAMPOS, O. F. Efeito da substituição parcial de concentrado inicialpor feno de coastcross sobre a performance de bezerros desaleitados precocemente. Rev. Univ. Rural, Rio de Janeiro, v. 24, n.2, p. 119-124, 2004.

WATTIAUX, Michel A. Essenciais em Gado de Leite: Criação de novilhas do nascimento à desmama – observações gerais sobre algumas práticas de manejo. University of Wisconsin-Madison, Instituto Babcock para Pesquisa e Desenvolvimento da Pecuária Leiteira Internacional. 2011.

Compartilhe:

Publicado en 13 November de 2019